Cuales son los cuidados de enfermería en un paciente con dialisis peritonial?

Seguir
  • Seguir públicamente
  • Seguir en privado
  • Dejar de seguir
Mejor respuesta
TÉCNICA Y CUIDADOS DE ENFERMERIA


Registremos todos los signos vitales del niño antes de iniciar la primera infusión

Comprobar que el calentador mantiene el líquido a (37º C) (Foto 10:calentador de diálisis).

Los ciclos de diálisis peritoneal suelen tener una duración de 60 minutos generalmente, durante los cuales, el líquido de diálisis se infunde por gravedad durante los primeros 20 minutos, permanece en la cavidad peritoneal otros 20 minutos y se deja salir durante los 20 minutos restantes.

Estos tiempos de entrada, permanencia y salida pueden ser ajustados por el médico según las necesidades de cada niño.

Tendremos en cuenta que si se aumenta el tiempo de permanencia, aumentará el riesgo de hiperglucemia por absorción de glucosa del líquido dializante.

Una entrada de líquido demasiado brusca puede tener efectos hemodinámicos y sobre la mecánica ventilatoria del niño, además de que puede producir dolor.

El volumen de líquido que infundiremos en cada pase es prescrito por el médico, y suele oscilar entre los 30-50 cc/kg de peso (máximo 2 litros). Es recomendable iniciar los primeros ciclos con 10cc/kg y que en las primeras 24-48 horas no superen los 20 cc/kg, para disminuir así el riesgo de compromiso hemodinámico. (Foto 11:bureta dosificadora)

Es aconsejable que el primer intercambio no permanezca en la cavidad peritoneal los 20-30 minutos establecidos, sino que los drenaremos inmediatamente. De este modo se comprueba si se ha lesionado algún vaso sanguíneo.

Para facilitar la entrada del líquido y el drenado, mantendremos al niño ligeramente incorporado.

El líquido debe ser claro e incoloro. Es relativamente habitual que al principio sea ligeramente sanguinolento. En este caso, habrá que vigilar la analítica del paciente (hematocrito y coagulación) y la formación de fibrina que pudiera taponar los orificios del catéter Tenckhoff.

Si el líquido es de color marrón o color café, sospecharemos una posible perforación del colon

Si es similar a la orina, y tiene la misma concentración de glucosa que ésta, sospecharemos una posible perforación vesical.

Si el líquido es turbio, sospecharemos una posible infección.

Realizaremos valoración y registro horario de todos los signos vitales, o cada vez que sea preciso si la situación respiratoria y hemodinámica es inestable.

Valoraremos y registremos en la hoja de diálisis los siguientes aspectos:

composición del liquido dializante (se anotará cualquier cambio en la composición que sea prescrito a lo largo de todo el proceso)

hora de inicio del ciclo

cantidad de líquido infundido

tiempo de infusión

tiempo de permanencia y/o hora de salida

volumen y características del líquido drenado

balance horario

balance acumulado en 24 horas

Realizaremos un estricto control hídrico del paciente, registrando todos los ingresos (intravenosos, orales o enterales...) y las pérdidas (diuresis, drenado gástrico, drenajes quirúrgicos...), para poder hacer un balance acumulado lo más exacto posible.

Control diario de peso si la situación lo permite

Valoraremos la presencia de dolor e incomodidad

Control analítico:

durante las primeras 24 horas se realizará analítica de sangre cada 4-8 horas, para valorar fundamentalmente glucosa y potasio en suero, así como otros electrolitos y osmolaridad.

es necesario conocer diariamente el estado de coagulación, hemograma y función renal

Recogeremos diariamente una muestra del líquido peritoneal para conocer el recuento celular (valorar la presencia de hematíes), bioquímica (proteínas especialmente) y realizar un cultivo bacteriológico (con el fin de hacer una detección precoz de posibles infecciones).

El sistema de diálisis se cambia por completo cada 72 horas. El cambio se hace con técnica estéril, del mismo modo que la conexión inicial.

Aplicaremos los correspondientes cuidados del sistema y del catéter de Tenckhoff:

buscar la existencia de acodamientos u obstrucción en el circuito, que dificulten la infusión o drenado

curar el punto de inserción del catéter cada 72 horas o cada vez que sea preciso (si está manchado o húmedo)

fijar el catéter a la piel de forma segura, para evitar extracciones accidentales (aplicar puntos de aproximación o similar)

proteger la piel pericatéter, manteniendo la zona seca y utilizando parches protectores (tipo Comfeel R), y de este modo evitaremos la formación de úlceras por decúbito en la zona en la que se apoya el catéter Tenckhoff.

Cuando se retire el catéter, enviaremos la punta a microbiología, junto con una muestra del líquido peritoneal dializa

SALUDOS
  • Calificar
  • Comentario
Sign In 

para agregar tu respuesta

No hay más respuestas

¿Quién está siguiendo esta pregunta?

    %
    MEJORES RESPUESTAS
    Miembro desde:
    Puntos: Puntos: Nivel
    Respuestas totales:
    Puntos esta semana:
    Seguir
     
    Dejar de seguir
     
    Bloquear
     
    Desbloquear