Anónimo
Anónimo preguntado en Arte y humanidadesPoesía · hace 1 década

La Historia de la Bestia y la Sirena ...desde su letra. Texto larguísimo. Warning. El Fin incluido?

La noche guarda secretos

de apasionados amores

instantes que no se olvidan

de terror, de noche oscura.

La bestia llego y le ofreció su amor

no lo rechazo...ingenuamente ella respondió.

Su cara espantosa carente de vida

unas veces negra otras cadavérica

crueldad en su mente…fiereza…

Si se le elogia, venera, su cara se dulcifica

fue ese el engaño y la sedujo.

Hay momentos en que al acoso la bestia

se hace patente…ella le huye con astucia.

No es muy inteligente, y justifica con torpeza

su debilidad maldiciendo entre terroríficos gruñidos.

Todo lo ha perdido, la mirada cubierta de fuego

vagando en las sombras en solitaria penumbra.

Nunca supo amar la bestia y ahora…se pudre en el fango

quisiera en el fondo renacer, dejar la oscuridad.

Observa sus garras, se enfrenta al destino

Y con osadía repite…no quiere ser inmortal

…desde que vio…a la dulce sirena la bestia necesita amar

La busca en la noche en el profundo mar

el sabe que al verla, si un beso le da

renacerá de nuevo a la vida, su corazón la conquistara.

La sirena había logrado a su bestia amar

y al destejer la noche, bajo la luna

La bestia negra perderá su pútrida no Vida…renacerá….

**************************

La Bestia Negra, el vampiro parado en la orilla de la playa,

las olas acarician sus pies,

el viento helado, su cara

Espera a su sirena, encantado

Se acerca el amanecer,

debe huir del astro rey

Pero en la noche,

al amparo de la luna,

protegido por las estrellas

Volverá a la orilla del mar

Esperando ver,

entre la espuma de las olas,

su sirena....

Escuchar nuevamente en su canto,

un recuerdo de los que se siente tener alma....

************************

Frente a la inmensidad

La bestia parece rezar,

Buscando la desaparecida huella.

Le seduce el riesgo inminente de la soledad,

La brisa onírica se perdió tras de ella

Y le estremece el oscuro mar.

El Tributo de un aullido a la luna

Y el obsequio de las opacas estrellas,

No parece suficiente.

Y rumiando en un ahogo del alma

Tienta la embravecida espuma

Y le parece desangrar.

La sirena desaparece y tal vez no volverá.

Se apagará la llama en sus ojos

Y desde sus venas florecidas por la herida

Pretende la pus de una lágrima derramar.

Le llama...otra vez le llama... tal vez no volverá.

La certeza del cortante olvido va en su piel

Y el mar le escupe sus nostalgias;

Le presenta la factura de sus adeudos

Y con sangre le cobrará.

El mar le atrae...pero tal vez no la regresará.

Aferrado a la vuelta de su mirada pérdida

Devora su presente,

Arremete contra el pasado

Y Mata al Futuro...No volverá.

La Bestia Negra enfrenta al mar,

Le ha desaparecido a su Sirena.

La Bestia Negra en el Mar ..tal vez....desaparecerá.”

********************

..De vez en cuando suspira

lo que no fue capaz de regalar...

susurra queriendo cantar

y es sirena cautiva de un amar

que a una bestia hizo soñar."

*********************

....Se me oprimió el corazón

al verte de pie frente al mar

dispuesto a enfrentarte al astro rey

Y mi adorado amanecer que siempre fuera mi deleite

se convirtió en terror

y el dolor me congeló

Abrí mis brazos al cielo,

llamé a las fuerzas del océano,

conjuré hechizos antiguos

Y te arrastré a las olas conmigo

para protegerte del sol,

con mi magia y con mi amor

Tu cuerpo entre mis brazos acuné,

tus labios con delicadeza besé

Tu murmurabas...

Soy un monstruo, el mundo no me quiere en él!!

y yo te contesté

El mundo no te quiere, pero yo sí!!

La magia hizo su efecto,

aún mas fuerte por mi amor

Las nubes oscurecieron el cielo

Y antes de que la tormenta se desatara

y desde las profundidades me reclamaran

te deposité inconsciente en la playa..

*******************

El sol, cuando la Bestia se aleje

de donde sus rayos penetran a cualquier ser,

se tiene que ir cuidando de no pisar

lo que él conoce como oscuridad,

pues si algún día la llega a tocar

nuestra Bestia podría fallecer.

El viento susurraba un denso caos

que estaba ya cerca por llegar.

Pero la Bestia seguía en su lugar

viendo llegar inmensas y mortíferas naos.

Estaba esperando a ver a su sirena...

*******************

Lo que la Bestia no sabe, es que el sol le teme

porque aunque la Bestia piense que es oscura

al conocer a su Sirena se convirtió en pura luz.

Lo que la bestia no entiende

es que el amor que le hizo por su Sirena llorar,

una pequeña estrella en su alma logró hacer brillar.

Esa pequeña estrella se alimentó de los besos de su Sirena,

y su luz fue creciendo hasta iluminar su negro corazón.

La Bestia no lo sabe…

La Bestia no comprende…

Que lo que siente por su Sirena

es el poder de la luz que lo aleja de las tinieblas

y le da su protección para enfrentarse con el sol.

Pero el sol lo supo en cuanto la vio

Y no quiso arriesgarse a lastimar a la Bestia…

Si lo hubiera hecho, las lágrimas de la Sirena

inundarían esta tierra.

Y el sol sería castigado

con la maldición que la Bestia perdió al abrir su corazón…

************************

En el mar se confunde el canto de sirenas

con el grito de la bestia al parir sus desgarros.

La noche sombría, viejas imágenes en forma de monstruos

se elevan hacia los infiernos,

desde lo más negro de los pensamientos humanos.

Las estrellas pululan en el firmamento

siente un miedo atroz ante el que pasara

que se difumina al pensar en que lo vivido fue lo importante.

Porque la bestia ama a la Sirena, no la puede olvidar.

Sentía pánico tan solo al pensar su reto frente al sol

¿Se convertiría en ceniza? Pero tan solo escuchar

el canto de las sirenas lo traspasaba todo

la pasión de los seducidos habría hecho saltar

prisiones más fuertes que maderos y cadenas.

Por un instante ya no escucha más cantos de sirenas,

Rompe el estruendo…

La Sirena emerge del mar desplegaba su húmeda cabellera al viento,

ya no pretendía seducir, tan sólo querían atrapar por un momento más

el fulgor de los grandes ojos de La Bestia.

Él, con las garras, y su tez mortecina continuaba mirándola

La Bestia se debatía en dudas quería dejar de ser lo que era

…y sentía miedo al pensar si en ceniza se convirtiera…

Ya jamás podría amarla, se sentía embriagado de melancolía

parecía flotar en el aire emanaba del suelo como queriendo ahogarlo.

Al verlo tan triste la Sirena se acercaba a la orilla

la joven empezó a experimentar un extraña sensación,

su cola parecía desaparecer y unos pies comenzaban a tomar forma.

Quiso sentir el calor de su cuerpo, notar sus manos en su espalda,

y sin decir nada, mezclarse en un abrazo que durase para siempre

y aún más tiempo, eterno e indestructible.

Mirarle a los ojos, y mantener la mirada, ante La Bestia.

Las noches han sido tan oscuras sin ti,

mi camino es un laberinto oscuro y sombrío, -Dijo la sirena-

La Bestia le hablo; - el dolor que llegó a mi corazón cuando te deje

hasta que el infierno se congelara o la tierra se partiera en dos

…-Te amare-

Siente que el amanecer se acerca…un miedo ante el que pasara

…al sentir los rayos de sol sobre su monstruosa figura

En el mar se escuchan los cantos de sirenas

unidos a los gritos desgarrados de la bestia al sentir el sol sobre su tez.

Y lo que vio fue sorprendente, se encontró con un cielo azul con la claridad del sol

La brisa le llegaba fría y preso de miedo se miro,

la bruma se difumina a medida que se eleva

sus garras se habían convertido en manos, la sirena desde el mar reía llamándolo, a las profundidades de su mar protector, y cálido.

Dicen que desde los acantilados en las noches claras de luna,

ven emerger a la superficie a la Sirena acompañada por un apuesto joven

para contemplar la candidez de la luna iluminando sus figuras...

y el tierno rugido del mar sosegaba sus instintos.

**************************

La bestia negra,

y un amor tan puro,

pasión hecha lágrimas,

temblores y arrullos...

La bestia cansada

se duerme en las olas,

la bruma lo cubre,

sus ojos, dos lumbres

se apagan y añoran,

recuerdan y lloran.

La bestia despierta

derrama su sangre

y ofrece su hambre

al canto de una sirena

en un sacrificio

de amor y de pena.

*******************

La bestia negra llama al mar y a sus negras olas.

Desde el fondo de su alma una lágrima resbala…

Pensando en su sirena con suaves reflejos de plata

bajo la negra noche serena…la bestia extiende su capa,

suspira … melancólicamente, vagando su imaginación

se derrama en susurros de sal… pero su sirena…

quizás no lo extraña…mientras la bestia sueña.

El alma rota, los ojos ensangrentados, maltrechos

la llama pero la espuma no trae su eco, no dice nada

solitaria sensación, una suave melodía…escucha.

Solitaria sensación no hay rastro sobre la arena

solo estrellas de mar esparcidas por la orilla…

la bestia negra con desconsuelo llora su pena,

recuerda y ama a la sirena…

queda esperanza… ¿Quizás mañana?

*********************

Abraza las olas, besa los corales, nadan sus instintos sentimentales

y a la Bestia Negra siente que puede amar.

Sucumbió ante la sirena… blanca, transparente y bella,

que surgía de entre las olas con su dulce cantar.

La bestia negra besa los corales y en sueños marinos se deja llevar,

el eco de su melodía sigilosa le cautivó,

coqueta e inmaterial el alma le robó

sucumbió ante su hermosura regalándole una estrella.

Enreda sus suspiros en las olas y las besa sin más,

aún puede soñar, entre suspiros le confiesa su amor a la marea.

Ella renace surca el firmamento de olas…

Sirena varada a la orilla del mar, entona su dulce cantar.

Y la bestia cautiva de ella… le manda sus besos al fondo del mar.

*******************

Escondida entre las olas,

la Sirena observa a la Bestia,

una sonrisa llena de secretos

ilumina su rostro,

sabiendo que se reencontrarán

con el brillo de la luna,

en una noche mágica de estrellas

********************

Día llegará en que la Bestia acaricie de tal forma a la Sirena y la bese descendiendo suavemente desde el cuello, aprisionando su espalda con tal fuerza, que la Sirena, ya no querrá serlo.

Entonces...volverá al mar, lanzará conjuros por todos los océanos, llegará al Mar Muerto, saldrá una noche de nuevo, aun recordando los labios y el palpitar de la bestia, buscará a la luna, pedirá ser hembra y esa noche, tendrá piernas, llegará caminando hasta su amada bestia, para entregarse a una danza de caricias, de besos, de placeres indescriptibles, de una entrega jadeante, de un ser "uno": mujer y bestia.

********************

¿Llegará el día en que la Bestia deje de retornar a su oscuridad? ¿llegará el instante en que bestia y Sirena se puedan amar?

Ella le salvó, ella no solo le canta, le salva...

y el,¿latirá su oscuro corazón ante el rumor del mar?

********************

La bestia ya sabe lo que es amar

y esperara con calma el hechizo de la luna.

Para ver a su sirena…llamándolo desde el mar

sabe que si una noche el lo pasa junto a ella

de nuevo resurgirá con su sereno semblante,

buscara a su sirena y con ella vivirá

….Muy lejos pero en el mar

siguiendo siempre su estela.

Sus labios antes callados de besos la cubrirán

saldrán en la noche a la arena

…y la sirena sus piernas recobrara

pero de nuevo en el agua a sirena volverá

la bestia se dulcifica entre olas y junto a ella

al despuntar el sol nadan y de nuevo vuelve,

la bestia feliz junto a su amada…al profundo mar.

¿Abra llegado el momento que por fin se pueden amar?

¡¡Los dos sienten por igual!!

**************************

¿Qué queda ya por contar?

Sirena envuelta en coral, Sirena hija del mar,

adornada en acuamarinas, perlas y sal,

anhelando en susurro callado al ser de la oscuridad,

y allá sobre el acantilado la Bestia la oye cantar,

su negra figura torna gris penumbra, luz diurna,

tocado fue por un beso, beso salado del mar,

del océano un suspiro, Bestia y Sirena se amarán.

**************************

Un Final de Luxuriapoética

Al borde del precipicio ilusorio.

Anhelando...

embriagado de aguas y fragancias;

habla, susurra y canta,

terco toma un par de olas y las levanta...

Quisiera extender sus trazos,

decorar con dedos traviesos

lo que en su sueño se mantiene;

él quisiera a la Sirena entre sus brazos

y beber las gotas, que su piel contiene.

Él quisiera tomar al mar,

y hacer magia con las olas,

él quisiera a la Sirena y desnudarle

él quisiera tener el poder...

besar su estela, hacerlo a solas

y con un pase mágico conquistarle.

Él quisiera que el sueño le alcance...

poner el tisú del cielo como lecho,

cubrir la sombra de la Sirena con fuego,

temblar en las erecciones de su pecho

y morir de pasión entre sus pliegos.

Él anhela siempre más

y también quisiera,

llevar a su Sirena desde el firmamento,

al tálamo de agua y sueño;

pero no como lo hacen las nubes,

galopantes en carrera,

no, el quiere estallar en su interior

...y separarse luego.

Quisiera en su carne mística confundirse,

alinearse, oscilar, penetrar y penetrarse;

magia y sueño que alcance,

para tomar el viento y convertirse

en el aire que la Sirena respira...

aspirarle...y aspirarse.

La Bestia Negra y la Sirena

harán el amor con el marco poético de la Luna Llena

Él recoge los frutos del placer,

en su mejor esencia;

acompasa el palpitar de su corazón,

al sexo y sus latidos;

une su propia existencia

con aquella mágica presencia,

recoge de la Sirena los suspiros

y lo mejor de sus gemidos.

Él se ha hecho del amor de la Sirena

y en su alma siente,

que al verter sus ríos

en el manantial de la silueta amada,

cada uno de los poros de su piel emergen

y siguen ardientes

y se hace en magia....

el éter del firmamento;

el sueño de la Bestia Negra y la Sirena

Ahora están satisfechos,

ambos sudan y acompasan el latir de sus pechos;

han perdido los sentidos

en la lujuria de su propia magia,

La Sirena y la Bestia en gracia plena

han cumplido su sueño en el Mar

La Historia está completa.

Fin

Letra de Azor, Lexi, Scarlet, Soledad Cecilia, Vilu, Demente, Lunita

Ardea Bennu descansa.

Gracias a todos por participar.

Nos vemos por ahí...con Hel

Salud y Saludos

11 respuestas

Calificación
  • hace 1 década
    Respuesta preferida

    Un, dos, tres ¡por mí! aparto lugar para leerlo más tarde con toda calma y como se lo merecen.

    ++++10:42 p.m. Volví y fui leyendo, me fui adentrando en la historia, fui amando sin saber ni como a la bestia, fui envidiando un poco a la sirena, cuando leí algo que decía "hasta que el infierno se congele o la tierra se parta en dos...te amaré", los ojos que ya los tenía arrasados, empezaron a soltar las lágrimas. Aquí estoy escribiendo con una sola mano, como me ha sucedido otras veces, porque es tanta la emoción que la lectura me brinda que es imposible no sentirla. ¡Se amaron! ¡Finalmente se amaron!

    Tú bien sabes mi querido amigo-hermano, igual que lo saben l@s demás que para mí el amor es lo único que de verdad vale la pena en la vida y cuando esta se termina.

    Te quiero mucho a tí y a tod@s. Gracias mil y ya me voy a tomar un café porque sigo de "llorona":

  • *
    Lv 6
    hace 1 década

    Es una historia tan preciosa, luz y oscuridad, como unir el día con la noche, el frío con el calor,

    la Bestia y la Sirena, lo leí no una sino tres veces, y mereció la pena, tanta magia desplegada en esta historia mágica de lamentos y aguas luminosas.

    Mi querido Ardea, gracias, a ti, a todos los que colaboraron, es una historia absolutamente maravillosa.

    Te quiero, mil besos.

    Estas leyendas de Bestias y Sirenas no tienen final escrito, el amor no tiene final.

  • hace 1 década

    No sé como agradecerte la bellísima historia que nos has regalado…

    Pero por sobre todas las cosas, el ser tan maravilloso que eres. Ennobleces a todos tus amigos al hacerlos partícipes de tus letras.

    No puedes darte una idea de lo emocionante que es leer las letras unidas en una misma historia de gente a la que amo…

    Pero lo más importante es tu amistad, por esa te estaré agradecida eternamente.

    Y si esto fuera poco, también te debo agradecer el haberme hecho el regalo de conocer a personas maravillosas que hoy tengo el honor de poder llamarlas amigas, a quienes quiero muchísimo y entre todos ustedes le han dado luz a mi vida…

    Gracias a ti…

    Gracias a tus amigas, que ahora también puedo llamar mías…

    Desde las profundidades del mar

    la Sirena siente de la Bestia sus sueños

    que recorren su cuerpo como si la pudieran tocar.

    No lo vuelve a pensar, inicia su recorrido explorando el océano,

    hasta encontrar a Poseidón en las cuevas de coral.

    Le pediría el favor que él le prometió

    el día que su hijo Pegasus nació.

    Siendo recién nacido, sus alas quiso probar

    había intentado volar y había caído al mar.

    La Sirena logró salvarle cuando se estaba por ahogar.

    Y como agradecimiento el Dios le concedió un favor.

    Poseidón la escuchó… su deseo cumplió…

    La hizo hembra…

    La llevó a la playa…

    La dejó junto a su Bestia…

    -----------------

    Estaba la Bestia, con sus ojos cerrados, soñando,

    siente una delicada mano, su espalda acariciar

    y no se atrevió a abrir los ojos, no quiso despertar…

    La Sirena con sus manos, su figura recorrió,

    palpó cada relieve, hasta erizar sus poros.

    El camino de fuego que sus yemas iban trazando

    lo seguían sus labios, con su humedad, el fuego iban calmando.

    La Bestia reaccionó, todo su cuerpo se convulsionó.

    Recorrió con su mirada a su Sirena hecha hembra,

    rígido como un rayo sus manos siguieron su paso.

    Se enredaban los brazos… los gemidos… los labios…

    Y supo que tenía el poder, de hacer magia con las olas,

    de besar su estela, y hacerlo a solas.

    Pudo vibrar las erecciones de su pecho

    y derramar su pasión entre sus pliegos…

    Se cumplieron sus anhelos…

    Llevó a su Sirena, desde el firmamento

    hasta el tálamo de arenas y fuego.

    Envolvió su cuerpo entre vapores y alientos.

    Se entremezclaron sus murmullos…

    El aire se inundó de sus suspiros…

    Elevaron al cielo sus gemidos…

    Vibraron… oscilaron… penetraron… palpitaron…

    Él estalló en su interior…

    Ella, derramó de su fuente el rumor…

    Recostados en la arena, satisfechos,

    Mientras sus latidos se acompasaban

    y el aliento recuperaban,

    observaron el océano y sonrieron…

    La historia imposible

    entre la Bestia Negra y la Sirena.

    El sueño había cumplido en el mar…

    Pero sobre la tierra se hizo realidad…

    Tan solo otra versión del final…

    Te quiero!!!

    Besos!!

  • hace 1 década

    ¡APLAUSOS, SILBIDOS, CONFETIS Y MÁS APLAUSOS!

    ¡Qué bárbaro! Excelente el trabajo en equipo.

    ¡Al fín la Sirena tuvo a su muy amada Bestia!

    Si pudiera yo te daría una estrella por cada verso y linea escrita. Pero no se puede.

    Pero ¿en realidad ahí para la historia?

    Sólo por eso hay que festejar.

    ¡FELICIDADES DE NUEVO!

    Saludos del "colaborador" DeMENTE.

  • ¿Qué te parecieron las respuestas? Puedes iniciar sesión para votar por la respuesta.
  • hace 1 década

    muy bonito gracias por tomarte la molestia cuidate y buen fin de semana

  • Anónimo
    hace 1 década

    hello*

    me gusto pero muy larga claro lo mejores asi cuidate y manda mas cosas para leer .

    igual salud y saludos.

    bye...................bye

  • hace 1 década

    Baya que largo pero valió la pena grasias

  • Iveth
    Lv 4
    hace 1 década

    He seguido con el corazón toda esta maravillosa historia, que enlaza los sueños de mis amigos. será que este no es el fín? El amor............ lo es todo en la vida, congela infiernos y parte la tierra. La dualidad se mezcla pero lo verdadero siempre triunfa. Yo amo a la bestia y la sirena, que contradicción la mía pero mi alma no pone reservas para amar tan adorables e intensas criaturas.

    Un abrazo muy apretado para todos los que con sus aportes hicieron de este pequeño espacio la union perfecta¡¡¡¡¡

    Gracias a todos por compartir un poco de su vida conmigo. y a tí gran letrista, un beso infinito para que lo plasmes en todas las respuestas a los amigos¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡

    Fuente(s): La bestia y la sirena que han quedado para siempre guardados en mi corazón.
  • hace 1 década

    ¡¡Bárbaro!! Te ha quedado comenzó siendo una historia muy negra y se ha ido dulcificando llenándola de ternura y amor.

    Pero deja una puerta abierta porque esta historia puede continuar… nunca se sabe…

    …va dejando una estela de luz el canto de sirenas, arriba en lo más alto el sol mira con una sonrisa… espera ansioso escapándose en la tarde tranquila, las horas se hacen lentas e impaciente la luna espera en silencio la llegada del ocaso para que surjan de entre las olas los dos amantes. La sirena cantarina y la bestia horripilante, que bajo el calor del sol la bestia se convirtió en hombre…

    Gracias por hacerme participe junto a ti y demás amigos de tu cuento -poema que me ha encantado, ha sido maravilloso el responder a las preguntas de "La bestia y la sirena".

    Besos y saludos... y esperando otra aventura.

    Por donde quieras que vallas el amor siempre estará.

    Azor

  • hace 1 década

    Que puedo decirte??

    Que me emociona mucho y me honra, ser parte de esta historia

    Que descubrí en su letra, que las Bestias no son monstruos y que las Sirenas tienen también algo de Bestia...

    Que me duele leer la palabra Fin

    porque me ha hecho feliz compartir con tan buenos amigos

    Que siempre tienes mi cariño y admiración!!

    Que los quiero a todos de verdad!!!

¿Aún tienes preguntas? Pregunta ahora para obtener respuestas.